Pensamiento Visual


Cuando tratamos dificultades de aprendizaje, debemos ser muy cautelosos  en el tiempo estimado de tratamiento, ya que el aprendizaje está supeditado a  habilidades específicas sensoriales,  motrices  o de lenguaje cuyas deficiencias pueden causar dificultades específicas de aprendizaje.

Esto significa, que sí bien, los niños con Dificultades de Aprendizaje (DA) que llegan a la consulta Optométrica, aunque los problemas de eficacia visual están presentes, no son la única causa de las dificultades, pueden interferir en el procesamiento de la información, o harán al niño menos eficiente, por su dificultad para seguir un renglón impreso, problemas para copiar del pizarrón al cuaderno, para escribir en tiempo y forma o para realizar ciertas tareas dependientes de la vista.

No obstante que la visión juega un papel dominante, es solo parte de un sistema total del procesamiento de la información,   será la totalidad de las entradas sensoriales, los mecanismos motrices  y su integración armónica las que sentarán las bases del pensamiento, las acciones, actitudes  o desempeño en general inteligente y eficientemente.

“El fracaso de un niño en determinadas tareas se debe a una débil integración entre los diversos sistemas sensoriales”

La información recibida del medio ambiente debe ser codificada, decodificada, interpretada, procesada, memorizada e integrada para que tenga sentido. Ya sea por una falla orgánica o inadecuado funcionamiento de cualquiera de las entradas sensoriales se puede producir perturbaciones o confusión en los otros sistemas de pensamiento, retrasando la supremacía de la visión con relación a los demás sentidos y afectando el proceso de aprendizaje.

3 (1)

Un niño puede mirar,  identificar y nombrar perfectamente un cubo de entre un grupo de figuras y sin embargo, puede no ser capaz de dibujarlo o construirlo porque no posee el conocimiento de su propio cuerpo, porque no ha desarrollado las habilidades visoespaciales o no ha integrado lo motor con lo visual y por lo tanto, las manos no pueden hacer lo que los ojos ven.

churchill

Visualizar en  la mente la textura, el peso, el olor, el sabor de un dibujo o la palabra manzana impresa, sólo es posible porque se ha experimentado en su momento por los diferentes sistemas de procesamiento de la información al probar, tocar, oler y oír el chasquido al morder  la manzana.

Todos los subsistemas son parte de un sistema de acción total, en el cual el pensamiento motor en general y el pensamiento de discriminación tienen papeles distintos pero complementarios, las operaciones mentales dependen de la coordinación de las acciones, de manera que podamos leer y comprender, escuchar y escribir, ver y copiar, hablar y hacer.

La terapia visual es mucho más que corregir deficiencias de eficacia visual, perceptuales o entrenar la motricidad, ya que no son los músculos o los sentidos los que realmente necesitan entrenamiento, la supremacía de la visión y su carácter dominante se debe a la integración con las diferentes entradas sensoriales.

Según la teoría de Piaget, no es posible separar en la práctica los aspectos del aprendizaje y el pensamiento, el aprendizaje solo se produce cuando el niño puede asimilar la información contenida en dicho aprendizaje,  no se puede aprender sin pensar y tampoco se puede desarrollar el pensamiento sin el aprendizaje.

El aprendizaje está subordinado por su importancia al pensar y esa debe ser la razón esencial de todas las actividades planeadas en el entrenamiento visual, lo importante, es la manera en que el niño realiza la tarea, la solución que le dé al problema, que comprenda el por qué, para que él pueda transferir,  aplicar o modificar su actuación de acuerdo a las nuevas exigencias que se le plantean en  las materias escolares o actividades en general. El objetivo no es solo desarrollar o ejercitar un sistema, sino desarrollar el pensamiento  del niño.

Por ejemplo, al recibir una pelota el niño irá tomando conciencia de la posición y de la fuerza de su brazo con respecto al resto de su cuerpo y del lugar que debe colocar sus manos la próxima vez para poder cachar la pelota.

El trabajar con secuencias, lo lleva a un entendimiento de orden o de una nueva manera de estructurar, cuando trabajamos  con figuras de diferentes atributos de formas, tamaños, colores, espesores el niño aprende a clasificar, discriminar, cuantificar, relacionar, ordenar; con los  bloques de madera desarrollan su sentido de perspectiva al trasladar una forma de un plano vertical a uno horizontal, de esta manera el comprende que la forma no cambia, independientemente de su posición, aunque parecen distintas si son vistas desde perspectivas diferentes, el objetivo de los juegos es para desarrollar no sólo habilidades perceptuales sino pensamiento lógico mediante estrategias de solución, ya que a medida que lo perceptual es menos obvio, la comprensión lógica se vuelve más importante, de manera que a través de muchas actividades se acentúa la integración del pensamiento visual con todas las actividades del pensamiento.

Cuando el niño no puede mover los ojos coordinadamente o realizar ciertos movimientos motores, sólo es la punta del icberg,  esto nos indica que su sistema nervioso central no está operando cómo debiera y que no ha alcanzado el nivel desarrollo adecuado, las manifestaciones pueden ser visuales, verbales, motrices o perceptuales  afectando el procesamiento en general, el pensamiento lógico y el razonamiento.

Hemos sido fuertemente criticados, diciendo que es un fraude tener a un niño 9 o 10 meses en Terapia Visual, pero sí lo que realmente buscamos es solucionar  dificultades de aprendizaje específicas, es  imposible obtener mejorías en 3 meses, el tiempo que tomará dependerá de cada caso en particular, de la severidad del daño y  de las variables que interfieren en el proceso como son la  inteligencia, atención y sobre todo la actitud; seguramente se han topado con niños que no hay orden, sugerencia o instrucción que obedezcan de inmediato y al final de la sesión,  de las 10 cosas que se podrían haber hecho  acabamos haciendo la mitad y esto en los días buenos del niño, la disposición para aprender depende de la capacidad para integrar diferentes habilidades en una totalidad, incluyendo la motivación que es el principal motor para el aprendizaje y muchas veces la más difícil  de lograr en  quién se ha acostumbrado a fallar constantemente a pesar del esfuerzo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s